Robert E. Howard: “… y se sintió sobrecogido…”.

“… y se sintió sobrecogido al tomar conciencia fugazmente de los abismos de bestialidad por los que la humanidad ha ido ascendiendo penosamente”.
Conan.