Miguel de Cervantes: “…, que oficio que…”.

Miguel de Cervantes: “…, que oficio que no da de comer a su dueño no vale dos habas”.

El ingenioso hidalgo Don Quijote de la Mancha.