Ricardo Vidal López 15 mayo, 2013

Quedan en la final un americano y un español. De repente aparece un genio y se ofrece a cumplir un deseo a cada uno. Le toca pedir el americano:
– Quiero llegar primero, y que el español llegue segundo.
El genio:
– Será cumplido. Llegarás primero y el español segundo.
El español rascándose la cabeza le dice:
– Quiero llegar justo después del deportista que sea descalificado por dopaje.